FRUTA FRESCA

Escrito por buenvivir el . Publicado en Gastronomía

Exquisitas, frescas, apetitosas y digestivas, ricas en vitaminas, fibra y minerales, las frutas se presentan en una sinfonía infinita de texturas, colores, aromas y sabores.

La búsqueda de nuevos sabores, aromas, texturas y delicias llega a su fin en el vasto universo de las frutas tropicales. Variedades inimaginables se condensan en este verdadero paraíso terrenal: sandías, mangos, piñas, caimitos, nísperos, zapotes, cocos, maracuyás, guanábanas, mameyes…mil especies benditas por la exuberancia del paisaje, la vegetación y la riqueza infinita de su suelo. Al natural, en refrescantes jugos o deliciosos manjares, las frutas son la cura perfecta contra la enfermedad, el desgano y la monotonía.

Para cada fruta hay  un momento y un ritual propio. Se utilizan en recetas, ensaladas, conservas, mermeladas, postres y licores para alegrar el paladar con su colorido y su sabor; pero también encierran secretos de belleza eterna juventud aplicados por mujeres de todos los tiempos. Su aspecto es un indicador bastante exacto de su calidad. Las llenas y brilantes que despiden un provocativo aroma están listas para consumirse. Las frutas de Cartagena son así, vistosas, coloridas y sabrosas. Objeto de inspiración de expertos en la cocina que han utilizado sus dulces sabores para alegrar a sus comensales con suculentos postres que de paladar en paladar dan mucho que hablar y saborear.

El buenvivir, contagiado por la mágica delicia de las frutas tropicales, revela una de las recetas de los postres más tradicionales apetecidos por nativos y visitantes de la Heróica, VER: Pie de coco